¡SOLICITA INFORMACIÓN!


Llámanos

WhatsApp

Contacto

¿Puede corregirse el Mentón?

Corregir el Mentón

La corrección de la forma del Mentón es una de las preocupaciones más habituales en nuestros pacientes y, por lo tanto, uno de procedimientos quirúrgicos más habituales en nuestros quirófanos.

La Cirugía Plástica del Mentón es conocida como Mentoplastia, es una intervención sencilla que corrige mentones grandes o protuberantes, pequeños o hundidos o, incluso, asimétricos o irregulares.

Corregir la forma del Mentón, uno de los rasgos más importantes de la cara, ayuda a conseguir un rostro más armónico, favorecedor, estilizado y con personalidad. La Cirugía del Mentón es uno de los procedimientos más efectivos para mejorar el perfil y el atractivo.

¿Qué es la Mentoplastia?

La Mentoplastia o Cirugía del Mentón es el procedimiento quirúrgico que modifica la proyección del Mentón, aumentándolo o disminuyéndolo según las necesidades estéticas de cada paciente con el objetivo de conseguir un rostro más armónico y natural.

El procedimiento quirúrgico se realiza a partir de una pequeña incisión intraoral para llegar al hueso del mentón y llevarse a cabo los movimientos o modificaciones necesarias consiguiendo una gran mejora en los rostros faciales del paciente, sobre todo, en su perfil. Cuando el paciente presenta un problema oclusal una Mentoplastia no es suficiente para solucionarlo.

La intervención

La intervención normalmente se realiza bajo anestesia local y una pequeña sedación general y tiene una duración de unos 30-40 minutos. Es una intervención de régimen ambulatorio y los resultados son inmediatos, aunque debe dejarse que baje el hinchazón de los primeros días.

Es una intervención que puede parecer mucho más compleja de lo que realmente es. La recomendación de Clínica Opción Médica es que pidas una Primera Visita con el Cirujano Plástico para que te realice un pequeño estudio de tu rostro, cada persona tiene unos rasgos diferentes y es importante una evaluación previa para conseguir los mejores resultados y determinar el tipo de técnica que se va a llevar a cabo. Además, podrás conocerlo y depositar tu confianza en él. Asimismo, te aclarará todas las dudas que tengas y te acompañará durante todo el proceso.

Tipos de Mentoplastia

Si hablamos de la Mentoplastia de Aumento consiste en la colocación de una prótesis de silicona o cualquier otro material sintético, para lograr una proyección superior del mentón. Esta cirugía se combina en muchas ocasiones con la Rinoplastia (cirugía de nariz), denominándose entonces Perfiloplastia. En esta intervención, normalmente, se realiza una leve incisión en la mucosa bucal, entre el surco formado por el labio inferior y las encías. A través de esta incisión, se crea una cavidad de volumen suficiente para alojar a la prótesis prevista. Algunos cirujanos prefieren realizar la incisión debajo de la barbilla.

Si hablamos de una Mentoplastia de Reducción es que el paciente presenta una Mentón demasiado prominente; en estos casos se realiza un lijado o una sección del hueso a través de una pequeña incisión realizada dentro de la boca.

También puede modificarse la estructura del Mentón mediante una pequeña osteotomía o adelantar una porción del hueso de la mandíbula, pero son procesos menos comunes.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *