¡SOLICITA INFORMACIÓN!


Llámanos

WhatsApp

Contacto

Soluciones para Embellecer el Pecho por la Maternidad

Soluciones para Embellecer el Pecho por la Maternidad

Uno de los aspectos que más preocupa a las mujeres tras el embarazo es en qué estado van a quedar sus pechos. La lactancia materna es el mejor alimento para nuestros hijos, además de tener otros beneficios tanto para el bebé como para la madre, pero los cambios sufridos durante la gestación y la lactancia pueden tener efectos negativos a nivel estético en la zona, aunque no siempre es así.

El pecho va modificándose a lo largo de la vida. Durante el embarazo el cuerpo de la mujer sobrelleva importantes cambios hormonales y el pecho se acaba de formar para que cumpla su función principal, en el momento de alumbramiento y el inicio de la estimulación del pecho es el momento en el que se acaba de pulir.

Cuando se inicia el destete el pecho va adaptándose a su forma y tamaño habitual, aunque muchas veces ya no volverá a ser el mismo ya que pueden aparecer estrías, puede perder firmeza o volumen o sufrir una caída mamaria.

Para volver a lucir un pecho atractivo, incluso mejorarlo, la solución es realizarse un tratamiento de Cirugía Plástica y reparadora.

Aumento de Mamas

El Aumento de Mamas es una de las Cirugías Plásticas más practicadas a nivel mundial, una Técnica Quirúrgica ideal para mamas poco desarrolladas, para aumentar de talla por razones estéticas pero también la mejor opción para la pérdida de masa glandular, dismetrías o alteraciones de la forma como consecuencia del embarazo o la lactancia.

Elevación de Mamas

La Elevación de Mamas o Mastopexia es una intervención ideal para solucionar la caída del pecho o, en algunos casos, ese descolgamiento junto con una pérdida de volumen. Esta Cirugía va a devolverle al pecho la estética perdida, elevándolo para colocarlo allí donde estaba antes, a la vez que, si se precisa, aumentando su volumen mediante un implante mamario.

Consejos no quirúrgicos para aminorar los efectos del embarazo y lactancia

Volver a tener el pecho de antes del embarazo sin pasar por una Cirugía Plástica no es fácil pero sí pueden paliarse los efectos y volver a lucir un bonito pecho. Clínica Opción Médica propone algunos consejos para su mejora:

Pecho caído

Una buena hidratación puede ayudar a prevenir la caída del pecho que se produce en éste al aumentar de tamaño durante el embarazo. El pecho no cae por la lactancia como suele creerse, el pecho cae por el embarazo.

Es durante el embarazo cuando los senos suelen aumentar de tamaño, cuanto más crece su volumen durante este período más posibilidades existen de que se descuelgue ya que el pecho no cuenta con ningún músculo, ni ninguna sólida fijación al tórax.

Para evitar la caída es fundamental mantener toda la zona perfectamente hidratada ya que va a aportar tonicidad y evita que los músculos se distiendan.

El sujetador también es un elemento muy importante, debe adaptarse a la talla durante el embarazo y la lactancia y mantener el pecho en su posición natural sin desplazarlo o comprimirlo.

Otro tema muy significativo es postural, debemos evitar estar encorvadas, hay que mantenerse con la espalda recta.

La rápida pérdida de peso también puede provocar la caída del pecho, por lo que se recomienda una recuperación del peso después del embarazo de forma gradual.

Ejercicios físicos como la natación, ayudan a mantener los músculos fuertes ya que realizando este tipo de ejercicio la zona pectoral se trabaja de forma aeróbica. También es importante realizar ejercicios isométricos en los que intervenga el músculo pectoral para fortalecer la zona de forma prolongada

Pecho con estrías

Es muy difícil hacer desaparecer las estrías pero sí se pueden atenuar y, sobre todo, prevenir. Las estrías surgen porque las fibras elásticas de la piel se tensan, se rompen y dejan estas antiestéticas marcas.

Para probar de evitar su aparición y paliar los efectos de esa distensión natural del pecho aportándole elasticidad y resistencia existen cremas específicas antiestrías. Si tras el parto, ya han aparecido sigue utilizando eses cremas específicas para reducirlas, aunque no desaparecerán completamente.

Asimetría Mamaria

El cuerpo humano no es totalmente simétrico, durante el período de lactancia la asimetría puede evidenciarse en la zona pectoral ya que los bebés suelen mamar más de un pecho que del otro, hecho que produce esa asimetría.

Para intentar volver a esa simetría puedes probar de proporcionarle al bebé el pecho más pequeño pero el bebé debe de aceptarlo y eso no siempre pasa. Si la asimetría permanece y sigue molestándote tendrás que realizarte una Cirugía Mamaria para conseguir una perfecta simetría.

Estos tan solo son algunos consejos para aminorar los efectos del embarazo y la lactancia en el pecho, pero si quieres lucir el pecho que siempre has soñado tendrás que recurrir a una Cirugía Mamaria.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Hola, ¿en qué podemos ayudarte?
Powered by